“Durante el día consigo organizarme y llevar unos buenos hábitos, pero a la hora de la cena llego a casa tras haber trabajado, hecho ejercicio y haber cumplido todos mis quehaceres, me relajo y mi ingesta se descontrola, además de caer en el consumo de productos precocinados, ultraprocesados”.

Esta conversación es algo muy recurrente en consulta y muchos podemos sentirnos identificados con ello. La cena siempre suele ser el momento que genera más problemas. Llegamos a casa cansados tras un día de trabajo o estudio, bajamos la guardia, nos relajamos, no tenemos nada planificado para la cena y… caemos en malas elecciones alimentarias. Es fundamental dedicar tiempo y atención a organizar nuestras comidas de la semana y dejar menos margen a la improvisación.

Por eso hoy nuestra nutricionista Ana Martínez os trae 7 ejemplos de cenas saludables y variadas para replicar en casa, y así conseguir ir un paso por delante:

?Cena 1: Ensalada de brotes tiernos con tomate, tiras de pollo, queso fresco y nueces aderezado con vinagre de Módena.
?Cena 2: Salteado de judías verdes con taquitos de jamón y semillas de sésamo.
?Cena 3: Atún encebollado con guarnición de couscous salteado.
?Cena 4: Merluza en salsa con pisto de verduras.
?Cena 5: Salmón al horno con verduras y patata asada.
?Cena 6: Salteado de champiñones y pimientos con huevo cuajado.
?Cena 7: Tomate aliñado, patatas gajo al horno y huevo a la plancha.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta